Santiago 4:1-10 TLA

Existen distintos escenarios en la vida cristiana, algunos dan risa, otros enojo y otros mucho terror. Y es que muchos cristianos han hecho del mundo (malos deseos) su mejor amigo y han perdido el respeto a la Biblia y sus principios. (1 Juan 2:15 RV – TLA)

(Una pasión desordenada o mal deseo es un sentimiento capaz de perturbar la razón y dominar la voluntad)

Le tememos al típico demonio de cine que gira la cabeza, que camina de espalda, que se muestra sin rostro, etc, pero no le tememos al pecado al cual hemos invitado a ser parte de
nuestra vida diaria.

1.- No se trata de tener miedo del diablo y sus demonios (-7)
No existe razón para temer a quien Cristo venció en la cruz y nos dio esa victoria, se trata de la falta de respeto a la Biblia, de los principios que hemos perdido haciendo de algunos
pecados parte natural de nuestra rutina diaria. Al diablo no se le teme, se le rechaza.
Es irónico que nos cause más temor el demonio visual de las películas, que el demonio con el que convivimos cuando pecamos (-1), por eso no todos los demonios dan miedo, porque los hemos hecho amigos de nuestra vida diaria.
La Biblia no te invita a tener miedo de los demonios, y tampoco a ser amigo del mundo. No podemos vivir una vida con miedo y tampoco de irrespeto a la Biblia y sus principios.

2.- Debemos estar conscientes que vivimos en el mundo pero no le pertenecemos a él (mundo= malos deseos)
(1-4) Cuando nuestra actitud es de envidia, orgullo o celo le estamos dando confianza al mundo e intimamos con él, en pocas palabras nos convertimos en su amigo y en enemigo de Dios, porque Dios no puede ser celoso, orgulloso, peleonero o envidioso.
Lo extraño es que al celo, orgullo o envidia no le tememos, pero si al ver a un endemoniado en una película o en la vida real.

Entonces, ¿qué hacer para vivir en un mundo con quien no debo tener amistad según la Biblia? (mundo= malos deseos)
La amistad y conocerse pueden ser dos cosas diferentes:
La amistad permite confianza e intimidad
Conocerse permite un vínculo aunque no precisamente de confianza o intimidad. (Stgo. 4:8-10)

Entonces, ¿estás confiando e intimando con los malos deseos de este mundo? O ¿solo los conoces pero no tienes ninguna relación con ellos?

Ok, los conoces pero no eres su amigo, la pregunta es ¿Te conocen a ti? 
Hechos 19:15 (TLA) Pero una vez, un espíritu malo les contestó: «Conozco a Jesús, y también conozco a Pablo, pero ustedes ¿quiénes son?»


0 thoughts on ““No todos los demonios dan miedo””

Deja un comentario

Related Posts

Artículos

A prueba de Pandemias | Cap. 3

Un día vi a una de mis sobrinas llorando, le pregunté que pasaba, ella me responde que estaba preocupada que su papá la regañara al verla porque le había dicho que hiciera una tarea y Read more...

Recursos

Planes de bien (parte 1)

“Pues conozco los planes que para ustedes tengo, dice el Señor. Son planes de bien y no de mal, para darles un futuro y una esperanza.” —Jeremías 29:11 NBV Futuro: que existirá o sucederá en Read more...

Recursos

Jesus IN

“Joven no entiendo porque usted quiere realizar un evento cristiano en este lugar. Si yo le contara las cosas que se han hecho aquí usted se asustaría, este lugar no es para ese tipo de Read more...