Podrías responder las siguientes preguntas…

¿Hubo alguna persona que te falló en el año anterior, no te cumplió lo que te prometió, dijo que lo haría pero no fue así; y de seguro no fue una sola cosa fueron muchas  y al final se le olvidó el compromiso que hizo contigo? ¿Quién fue? ¿Tus papás, tu novio/novia, tus amigos, tu jefe… o fuiste tú?

La mayoría de promesas que nunca se llegan a cumplir fueron hechas por nosotros hacia nosotros mismos.

A poco no hicieron la ya tradicional lista de propósitos, esa que hacemos al iniciar un nuevo año. En esa lista anotamos las metas que queremos alcanzar a final de año, nos emocionamos escribiendo cosas como:

– Hacer ejercicio #fitnesslife
– Ser competitivo en el trabajo #EmpleadoDelMes
– Ganar el semestre #AlumnoAplicado
– Estudiar Teología #FuturoLider

*(Con hashtag para presumir las fotos en IG)

Y le  podría seguir con la lista pero ustedes sabrán lo que comúnmente nos proponemos.

En fin  ¿Quién prometió hacer todo esto? fuiste tú… y ¿quién no las cumplió? fuiste tú… es decir que la persona quien te falló, fuiste tú mismo (suena a canción de Ricardo Arjona ¿no?) en fin…

Pero ¿por qué no se llega a concretar nuestros planes? Pueda ser que por una o más de lo siguiente descrito a continuación:

– Falta De Voluntad, queremos pero no lo hacemos, nos falta actitud e iniciativa. Las excusas van por delante.
– Irrealistas, nos gana la emoción más que la razón, nos proponemos metas fuera de tiempo y sin tener los recursos necesarios.
– Indisciplina, no establecemos una organización para determinar cómo, cuándo, con qué, lo pondremos en marcha. Necesitamos ser más organizados y planificar con determinación. (Lee Lucas 14:28)
– Pesimistas, al primer desanimo o tropiezo dejamos de intentar las cosas, debemos de ser perseverantes.
– Falta de consejo, proverbios 15:22 dice que en la falta de consejo fracasan los planes, por ello debemos de rodearnos de personas que tengan una vida de éxito y deseen compartir con nosotros sus estrategias de éxito, con su orientación podríamos saber que sí o que no hacer.
-No buscamos la guianza de Dios. Emprendemos un montón de cosas sin la dirección de Dios no consultamos en oración su aprobación ni mucho menos nuestros planes no están de acuerdo a sus principios, eso nos trae a fracaso.

Salmos 20:4 «Que te conceda lo que tu corazón desea que haga que se cumplan todos tus planes»  cuando planificamos conforme a sus principios Él nos dará lo que nuestro corazón desea.

Solo como un tip, no te traces muchos planes, solo los que consideres prioritarios y los que el tiempo y recursos te de para hacer. Lo mejor es que lo hicieras en 2 primeras etapas, ejemplo: – si tienes 10 propósitos planifica 5 para los 6 primeros meses del año y los otros 5 para los últimos 6 meses así te será mucho más práctico.

Y recuerda que los planes de Dios muchas veces son mejor que los nuestros porque siempre serán de bien y no para mal. Espero que este año si logres tus metas y digas ¡fui yo quien se cumplió así mismo!

¡Ánimo que el Señor esté contigo en todo lo que emprendas! 🙌🏻💪🏻📝

Categories: Artículos

0 thoughts on “¡Fuiste tú!”

Deja un comentario

Related Posts

Artículos

El top ten de los post que no deben estar en tu perfil de Facebook

Facebook es la red social más usada en Guatemala,  y una de las que más usuarios tiene en el mundo.  Tanto jóvenes como adultos cuentan con un perfil en este medio virtual, que en muchas Read more...

Artículos

¿Qué pasó con mis metas de este año?

¿Alguna vez has visto un par de tenis colgados en los alambrados eléctricos? Pues así mismo quedan colgadas muchas de nuestras metas conforme van pasando los días, los meses y hasta los años. La mayoría Read more...

Artículos

Estoy recien casado  ¿Y ahora que sigue?…

Uno de los desafíos más grandes para el ser humano es casarse EN EL TIEMPO CORRECTO CON LA PERSONA CORRECTA, CON LA BENDICIÓN DE DIOS Y DE LOS PADRES. Por lo tanto Pasar de la Read more...